Antes de abordar el tema del ecommerce debemos situarnos en su contexto. Según el Índice de Economía y Sociedad Digital (DESI) del año 2020, en España hay, de media, más empresas online que en el resto de Europa, pero los españoles no le sacan tanto rédito. España está en el undécimo puesto del índice. Sin embargo, el uso de la venta online es del 7% (8 en Europa) y el volumen de negocio que proviene de estas ventas es del 9% -dos puntos menos que la media europea-.

Los datos arrojan que, a pesar de ser fácil crear una tienda online, no es tan sencillo sacarle partido. Por eso, hay que seguir unas pautas clave para poder mantener un ecommerce de forma continuada sin que suponga un quebradero de cabeza.

  1. Un ecommerce: Piensa en offline, actúa en online

La creación de un negocio, sea cual sea su lugar (la nube o tienda física), no deja de tener un proceso de construcción básico y nace de la premisa: “Qué necesita mi cliente y qué le puedo ofrecer”. El mercado online está saturado y casi todo está al alcance de la mano por lo que debes saber diferenciarte empezando por crear un plan de negocio con una estrategia de empresa definida.

Deberás analizar a tu competencia, la situación del mercado y, por supuesto, tu propia idea. Aquí entra en juego el análisis DAFO. Una vez visto esto, entonces debes conocer a tus clientes, tus proveedores y tu viabilidad financiera para más adelante sumergirte en el mundo del marketing digital: SEO, SEM y redes sociales. En resumen, conoce todo lo que te rodea para luego presentarte al mundo y esta estrategia es igual en internet o no.

  1. Busca un nombre, regístralo y aloja tu tienda online

Tu nombre debe ser sencillo y fácil de recordar y debes registrarlo rápidamente para que no te quiten la idea o para pensar en una nueva en caso de que tu nombre ya esté registrado. Una vez realizados todos estos pasos deberás alojar tu negocio teniendo en cuenta que elegir el hosting tiene que cumplir con la Ley de Protección de Datos.

  1. Instala tu tienda y elige tu gestor de contenidos (CMS)

Puedes escoger un programador propio para controlar tu base de datos, pero si prefieres un CMS ya creado hay varias opciones: Woocommerce con WordPress, Prestashop o Magento. Todos gratuitos, aunque necesitarás un experto que te ayude con el alojamiento y diseño.

  1. Pasarelas de pago: ¿Cómo vas a cobrar?

El negocio es el negocio y querrás cobrar por todo lo que vendas, pero es mejor si se lo pones fácil a tus clientes. Hay muchas herramientas para realizar transacciones y la popularidad de las mismas es lo que genera confianza en el cliente a la hora de pagar. Sin embargo, deberás analizar cuáles son más fáciles de usar y las comisiones de cada una. Entre las más destacadas están los TPV virtuales como Stipe y otras como Paypal, Bizum o Paycomet.

  1. Ten muy presente la logística

Una vez realizada la venta el esencial poner en circulación el producto para que llegue a su destino. En este sentido, lo mejor es ponerse en manos de los expertos ya que ayudarán a reducir costes y tendremos una trazabilidad del producto, algo muy importante a día de hoy. En este punto salen a la palestra nombres como Nacex, Seur, Mondial Relay, DHL, FedEX o un largo etcétera.

  1. Marketing y mucho más

Lo hemos señalado en el primer punto, pero conviene recalcarlo. Es necesaria una inversión en marketing si quieres que te vean. ¿Y qué debes hacer en marketing? Pues un poco de todo:

  1. Abre redes sociales y muestra contenido de calidad para tus seguidores. Novedoso y que llame la atención.
  2. Invierte en el SEO y SEM de tu página web y elige las palabras claves para que sea un éxito
  3. Comunícate con tu comunidad. Para esto, usa las redes sociales y cuando tengas algo muy significativo que anunciar prueba a enviar emails con promociones. Para esto existen herramientas como Mailchimp o Acumba mail, entre muchísimas otras más.
  4. Invierte también en redes sociales y gestiona tus campañas con la ayuda de una agencia experta en la materia.

 

7. Cuando hayas crecido, entra en juego la gestión y administración (ERP y CRM)

No esperes a ser un gran grupo, cuanto antes empieces con esto, mejor. Tener controlado tu producto y a tus clientes es fundamental porque los programas ERP y CRM ayudarán a que todos los puntos anteriores vayan sobre ruedas. Nuestra recomendación es que conozcas Sage, ya que te ofrecerá soluciones tanto para pequeñas empresas (Sage50) como para aquellas de mayor envergadura gracias a Sage 200.

Además, desde TDconsulting hemos desarrollado una integración para unir Sage50 con tu conector ya sea Woocommerce, Prestashop o Shopify denominado TDecommerce. De esta forma, podrás sincronizar cada cinco minutos tu programa de gestión y tener tus productos actualizados en todo momento de una forma clara y sencilla. ¿Quieres conocerlo? Aquí te presentamos todas sus funcionalidades: https://tdconsulting.es/sage/integraciones-sage/tdecommerce/ 

Abrir chat